Documentación para el Seguro de Vida


Según el artículo 5 de la Ley de Contrato de Seguro se exige que el contrato de seguro y sus modificaciones deberán ser formalizados por escrito. Para ello, la documentación necesaria para formalizar el contrato de seguro de vida consta de las siguientes partes:

Solicitud del Seguro

La solicitud del seguro es un documento suscrito por el tomador en el que unilateralmente manifiesta a la compañía de seguros su deseo de contratar un seguro con ella. Esta solicitud no vincula al solicitante. Se suele cumplimentar en un impreso en el que el tomador detalla las coberturas que pretende contratar, el capital, la duración, etc., así como las circunstancias del riesgo con arreglo al cuestionario que se adjunta, en el que se detallan la edad, el sexo, enfermedades padecidas, deportes o aficiones peligrosas, etc.

En la solicitud deben figurar todos los elementos necesarios para que el asegurador calcule la prima y formule una propuesta de contrato al tomador. Para el caso de los seguros de vida, se suele complementar con un cuestionario sobre salud y profesión para el cálculo y la selección del riesgo que se pretende asegurar. En algunos casos como en el seguro de vida entera, la aseguradora puede exigir un chequeo médico sobre la persona asegurada.

Propuesta de Seguro

La propuesta es una declaración escrita emitida por el asegurador en la que, con los datos de la solicitud, realiza una oferta en firme al tomador para contratar, quedando el contrato de seguro perfecto una vez que el tomador acepta tal propuesta. La propuesta vinculará al asegurador durante un plazo de 15 días. Es decir, cualquier modificación posterior por parte de la aseguradora no será válida si no es exactamente igual a las condiciones previamente pactadas.

Póliza de Seguro

El consentimiento de las partes sobre la formalización del contrato, se documentará en la póliza, que consta de los siguientes documentos:

  • Condiciones generales: comprende las estipulaciones básicas del seguro y son comunes a todas las pólizas de la misma modalidad.
  • Condiciones particulares: en las mismas se individualiza cada contrato identificando a las partes, señalando la fecha de efecto y duración, fijando el importe de la prima y del capital asegurado, etc.
  • Suplementos: son documentos que se expiden con posterioridad a la póliza y que se incorporan a la misma en los que se hace constar las modificaciones o cambios sobre los distintos aspectos inicialmente contratados, como un cambio de beneficiario, incrementos o disminuciones de los capitales asegurados, etc.

Formalizado el contrato, el asegurador está obligado a entregar al tomador del seguro la póliza o el documento de cobertura provisional.

Deber de informar al Tomador de un Seguro de Vida

Según el reglamento de Ordenación y Supervisión de Seguros Privados, la Entidad Aseguradora está obligada a informar al Tomador antes de celebrar el contrato de seguro de lo siguiente, o bien, deben estar presentes en la póliza o documento de cobertura provisional:

  • Legislación aplicable al contrato
  • Vías de reclamación disponibles y procedimiento a seguir
  • Denominación social de la empresa contratante y forma jurídica
  • Dirección del domicilio social de la Entidad o de la sucursal (para entidades establecidas en España)
  • Definición de las garantías y opciones que se ofrecen en la póliza
  • Condiciones y duración del contrato
  • Plazos y vencimientos de las primas, asi como el método de cálculo y asignación de las participaciones en beneficios
  • Valores de rescate y reducción dependiendo del tipo de seguro de vida
  • Primas correspondientes a cada garantía
  • Definición de la unidades de cuenta a las que están sujetas las prestaciones y los activos que la representan (para seguros de inversión, de capital variable. Por ejemplo, Unit Linked).

Deja tu respuesta