¿Qué son los Seguros Complementarios de Vida?


Los seguros complementarios o garantías complementarías son opciones o garantías que complementan a los seguros principales de riesgo de muerte como de supervivencia (seguros de vida). Estas coberturas solamente se pueden contratar si existe previamente un seguro de vida, con un límite de edad hasta los 65 años, y  además,  nunca podrán superar el capital asegurado del seguro principal al cuál complementan.

En el mercado actual, existen una inmensa variedad bajo diferentes nombres comerciales según la entidad que lo gestiona, aunque los más frecuentes son aquellos destinados a:

  • Fallecimiento por accidente.
  • Fallecimiento por accidente de circulación.
  • Capital por orfandad.
  • Invalidez absoluta y permanente.
  • Invalidez absoluta y permanente por accidente.
  • Invalidez absoluta y permanente por accidente de circulación.
  • Exención de pagos de primas por invalidez absoluta y permanente.
  • Incapacidad temporal.
  • Enfermedades graves.
  • Hospitalización y cirugía.
  • Asistencia sanitaria por accidente.

Estas coberturas están sujetas a las variaciones que pueda sufrir el contrato de seguro ante las acciones de rescate, anticipo o reducción, pudiendo anularse sus efectos según sea el caso.

Para que estas coberturas puedan cubrir los riesgos de accidentes y enfermedad, lo primero que debe saber el tomador del seguro es que la aseguradora que se lo ofrezca posea la autorización para operar en el ramo de vida, o sea, lo dicho anteriormente. Estas coberturas estarán vinculadas al riesgo principal, así como al objeto cubierto del riesgo principal y la póliza debe garantizar dichos complementos bajo un contrato único. Cabe decir, que cualquier incumplimiento en el pago de las primas del seguro de vida (principal) dejará también sin cobertura estas garantías complementarias.

Riesgo de Accidentes

Es una garantía complementaria al seguro de vida en el que se pagará un capital asegurado es caso de que fallezca por un accidente o como consecuencia del mismo. Esta garantía suele contratarse conjuntamente con la de riesgo de invalidez. ¿Y qué pasa si tengo un seguro de vida con esta cobertura? Por ejemplo, si tu seguro de vida cubre un capital 200.000 EUR y a su vez el contrato tiene la garantía de accidentes con el mismo capital, al fallecer en un accidente, el beneficiario percibirá 200.000 EUR por muerte y 200.000 EUR por accidente. Las primas a pagar aumentan al incorporar esta garantía, pero no representan el doble ni la misma tasa que para el riesgo principal. Es una opción muy interesante para aquellas personas que viajen con frecuencia por motivos profesionales.

Existe otro tipo de garantía muy vinculada al riesgo de accidentes denominada Riesgo de Accidente de Circulación, que garantiza el pago de un capital en el caso de que la muerte del asegurado se produzca como consecuencia de un accidente de circulación. Siguiendo el ejemplo anterior, el beneficiario podría percibir al fallecer el asegurado en un accidente de circulación: 200.000 EUR por fallecimiento, 200.000 EUR por accidente y 200.000 EUR más por accidente de circulación.

Riesgo de Invalidez

Esta garantía se activa si durante la vigencia del seguro de vida, el asegurado padece una invalidez declarada. La aseguradora le garantiza a su asegurado una prestación determinada, dependiendo del tipo de invalidez, que puede consistir en:

  • Prestación en forma de renta de invalidez desde que se produce hasta que el seguro llega a su fin.
  • Permitir la exención del pago de la prima del seguro de vida principal. El tomador dejará de pagar más primas ante la invalidez pero su seguro de vida seguirá vigente hasta lo pactado.
  • Prestación en forma de anticipo del capital asegurado o un capital adicional.

Riesgo de Enfermedad Grave

Se garantiza un anticipo de un porcentaje sobre el capital de fallecimiento asegurado. Por ejemplo, un seguro de vida con un capital asegurado de 100.000 EUR que garantiza el riesgo de enfermedad y que permite el anticipo del 25% o 50%. Si el asegurado padeciese una enfermedad grave durante la vigencia del contrato del seguro de vida, podría solicitar un anticipo del 25% del capital asegurado, en este caso, 25000 EUR. Cada compañía estipula su propia lista de enfermedades que considera de carácter grave, aunque las más conocidas suelen ser los trasplantes, cáncer, infarto cerebral, infarto de miocardio, leucemia, etc…

Riesgo de Dependencia

Es un complemento, no un seguro de dependencia. Bajo este concepto se garantiza el pago de un anticipo del capital asegurado siempre y cuando se declare al asegurado en una situación de Dependencia. Las compañias aseguradoras suelen limitarlas a dependencias severas y gran dependencia para activar esta garantía.

Deja tu respuesta